Hoy os vamos a acercar un poco más el viaje que desde Paso Noroeste ofrecemos a Gambia. Y es que esta zona de África occidental, a diferencia de África Oriental, no cuenta con grandes parques donde ver fauna salvaje. Su principal riqueza son sus gentes y el convivir con ellos. Es por ello que un viaje por este rincón del mundo es necesario tener contacto con la población local. Con el estilo de viaje que más nos gusta. El estilo de viaje de Paso Noroeste.

Gambia es un país africano que ocupa la estrecha franja de terreno que persigue a todo lo largo el río Gambia. Esta particularidad le confiere una riqueza cultural sin comparación, con más de 10 etnias distintas asentadas en sus orillas. Un país con salida al Océano Atlántico que tiene una superficie de 11.300 km2, un poco más que la provincia española de Asturias, y una población estimada en 2 millones de personas.

El idioma oficial de Gambia es el inglés, pero esto no impide que se sigan utilizando otras lenguas autóctonas, como el Wolof o el Mandinga, ya que cada grupo étnico conserva su propio idioma y también sus propias tradiciones.

Repasemos brevemente las 7 etnias más importantes que habitan a lo largo del río Gambia, es decir, en el propio país, ya que este se circunscribe a toda su cuenca.

1.      Los Mandinga

La etnia mandinka o mandinga es la más popular y abundante, comprendiendo hasta el 34 % de la población total. Está muy extendida por toda África Occidental, especialmente en Malí, Senegal y Guinea, no solo en Gambia.

Su transformación al islam llegó en la segunda mitad del siglo XIX, en la actualidad, el 99% son musulmanes. En cuanto a cultura, poseen un sello musical propio a base de instrumentos, como el Kora y el Balafon, con los que griots y jalis cuentan sus historias, leyendas y tradiciones a modo de juglar. Tradicionalmente, se dedican al cultivo de maní y a la pesca. Su sociedad de divide entre esclavos, casta, plebeyos y nobles.

2.      Los Fulani

También conocidos como los Fula, Lorobo, Peul o Fulbe en otros países del entorno del África Occidental. Su población cubre el 22,4 % de la población total de Gambia, lo que los convierte en el segundo grupo étnico más importante del país.

Estrechamente relacionados con los Tukulor, cumpliendo, principal y tradicionalmente, labores de pastoreo. Aunque algunos grupos de esta etnia se dedican a la agricultura, al comercio, y más recientemente se han adaptado a la actividad comercial occidental.

3.      Los Wolof

El grupo étnico wolof, Jollof o Jolof, como se les conoce a veces, constituye el 12,6 % de la población y es el tercer grupo étnico. Sus componentes se concentran en áreas como las de Jokadu, Baddibu, Saloum y Niumi, pero la gran mayoría se encuentra en Senegal. Están más occidentalizados que las dos etnias anteriores, ocupando la posición de empresarios, comerciantes o agricultores, viviendo en su mayoría en áreas urbanas y metropolitanas, como Greater Banjul ly.

Sus vestidos son extravagantes, tanto para los hombres como para las mujeres, cargados de joyas de oro que utilizan sin reparo en ocasiones especiales. De esta etnia han aparecido algunos de los músicos más populares de toda África, Sabarr (baterista) o el carismático músico Youssun N´Dur. También son populares por la danza Zimba y la más moderna Mbalaz o Ndaga.

4.      Los Jola

Jolla o Diola, como se les conoce en Senegal, constituye el 10,7 % de la población de Gambia, localizados sobre todo en toda el área de Foni, en el suroeste de Gambia, y Casamance, en Senegal, así como en partes del norte de Gambia.

Es una etnia que se encuentra fragmentada. Históricamente, sus comunidades y linajes se presentan descentralizados, siendo sumamente autónomos y distribuyéndose en caseríos que abarcan varios kilómetros cuadrados.

A diferencia de las anteriores mencionadas, carecen de un sistema de castas y tampoco poseen un jefe supremo, como sí ocurre con los Mandinga. Estos líderes se presentan solo a nivel de aldea y pequeños grupos sociales.

Su popularidad en Gambia se debe en parte a sus emocionantes bailes culturales tribales. Son un pueblo trabajador y sus diversas ocupaciones incluyen el cultivo de arroz a gran escala, la recolección de miel, la extracción de vino de palma (bounouk), la pesca, la recolección de ostras y otras actividades agrícolas.

Los Jolas de Foni se llaman a sí mismos Ajamat o Ajamatau, aunque fueron los Mandinka quienes los llamaron “Jo-la”, que tiene un significado parecido a alguien que paga por algo que se les da o se les hace.

5.      Los Serahuleh

Sarakole, Serahuli o Soninke constituyen el 6,6 % de la población de Gambia. Mantienen las ocupaciones ancestrales del cultivo de maní y algodón, especializándose en la cerámica decorativa, la orfebrería y el comercio. Es posible que algunos de los componentes de esta etnia estén involucrados en los negocios de diamantes de Sierra Leona y Angola.

En la actualidad, los Serahule se encuentran entre los principales empresarios, propietarios y desarrolladores de bienes raíces del país. Su mayor concentración de población se localiza en la ciudad de Basse, ubicada en la parte más oriental del país. Forman grupos étnicos minoritarios en otros países de África occidental, como Burkina Faso, Mauritania, Guinea Bissau y Senegal.

6.      Los Serer

Los Serer, Serrer o Serere, como se les conoce a veces, constituyen el 3,2 % de la población de Gambia. Tradicionalmente son pescadores y constructores de embarcaciones. Sus poblaciones se distribuyen a lo largo de las regiones costeras, así como en la entrada al río Gambia y en Barra. Se cree que ellos y los Jola fueron los primeros migrantes originales que habitaron el país.

7.      Los Manjago

El pueblo Manjak, Manjacos o Yagos se encuentra ubicado en la península delimitada por el río Cacheu, el Océano Atlántico, el río Mansoa y, en Gambia, en el oeste y noroeste de Bissau. Son el grupo étnico dominante en los distritos de Calequisse y Caió, ambos pertenecían a la región de Cacheu, pero en Gambia solo ocupan un 2,1 de la población total del país.

Los bambara con un 1 % y los Creole con un 0,7 % de representación en el conjunto de la población son otros grupos étnicos con un mínimo de presencia, aunque en el país quedarían otros menores que ocuparían el 0,9 % restante. Además, el territorio también está ocupado por un 5,2 % de población no originaria, completando de este modo el crisol multicultural y étnico que se presenta en este curioso país que crece y se desarrolla a orillas del río Gambia.

Sin lugar a dudas, un lugar que se debe conocer para disfrutar de la variedad cultural que puede concentrarse en un país tan pequeño. Una característica que lo convierte en un paraíso para aquellos amantes de la idiosincrasia humana, que va más allá de los descubrimientos naturales que un espacio determinado pueda ofrecerles para descubrir la sorprendente belleza que guardan las personas y su riqueza antropológica.

Ven con nosotros a descubrir Gambia de una forma completamente original e inolvidable. Visita nuestra página, Pasonoroeste.com, y descubre nuestra forma de viajar y los destinos futuros.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 3 =