qué ver en las islas lofoten

A los amigos de Paso Noroeste no nos da miedo el frío. De hecho, siempre ha resultado un gran aliado para disfrutar de parajes solitarios, donde solo la naturaleza hace compañía y es el viento el que susurra gélidos consejos. Nos gusta el norte, no podemos negarlo y viajar a las Islas Lofoten hizo que nos enamorásemos de ellas. Por eso, en este artículo te contamos qué ver en las Islas Lofoten que no te puedes perder en tu viaje a Noruega. 

Al norte del norte, más allá del muro, están las Islas Lofoten noruegas, un lugar caprichoso y surrealista, formado por un archipiélago de 7 islas que se sitúan encima del Círculo Polar Ártico, en la provincia de Nordland. Viajar a este recóndito y frío lugar significa recibir la experiencia de un viaje de aventuras único, rodeado de un entorno limpio y privilegiado con fabulosos acantilados y maravillosas montañas. Un espacio natural donde poder pasear junto a grupos de frailecillos, bailar a la luz de auroras boreales, observar de cerca orcas, ballenas y cachalotes o fascinarse con el sol de medianoche si se va en verano.

Las vías posibles en coche dejarán fascinado a todo aquél que quiera un paseo por paisajes imposibles, la ruta del Rey (una carretera a ras del mar) por la que se pueden ver las montañas nevadas y los más espectaculares fiordos es un buen ejemplo. El vehículo privado es la mejor forma de disfrutar de estos paisajes, ya que van a permitir parar en cualquier lugar y sentir la magia de la naturaleza más abrumadora.

Qué ver en las Islas Lofoten

Svolvaer

Si no sabemos por donde empezar en esta ruta de 7 fascinantes islas, qué mejor que por el mismísimo corazón del archipiélago. Siendo como es una zona con relativamente pocos centros urbanos, aquí se encuentra la más humanizada de todas, con más vida. Restaurantes, hoteles, bares… Un sitio estupendo para organizar la conquista de estas islas norteñas, ya que aquí comienza una de las carreteras más importantes (Norweigan Scenic Routers) desde las que poder apreciar los paisajes más hermosos de Noruega.

El Fiordo del Troll

En esta misma isla, en el norte, se localiza uno de los parajes más emblemáticos de todo Lofoten, el fiordo Tolljord o Fiordo del Troll, un paso estrecho, bastante complicado para cualquier barco con cierto tamaño. Pero el paseo por este canal es en sí mismo una maravilla para la contemplación, los acantilados que se aprecian son de gran tamaño, formados en la época de las grandes glaciaciones.

Reine

Reine es un pequeño pueblo pesquero de apenas 300 habitantes, por lo que, como se puede suponer, estamos ante un fresco de inigualable belleza, un rincón humano perfectamente adaptado a la dureza de este clima. El enclave, además de la belleza que ofrece el mar, cuentan con montañas que conforman el retrato perfecto para entender qué vieron los primeros hombres para conquistar y establecerse en este recóndito lugar. Se le conoce con el sobrenombre de la Venecia del norte por la gran cantidad de puentes que unen estas islas e islotes.

Hammoy

Hammoy compite con Reine en todo lo anteriormente descrito, ya que se encuentra justo al lado. Concretamente, en este pueblo se accede a un puente desde el que se consiguen unas vistas excepcionales, siendo un punto de reunión de todo fotógrafo que se precie.

Kabelvag

Un pueblo que, además de ser interesante por el entorno natural, es un lugar que forma parte de la historia de Noruega. Fundado a principios del siglo XII por el mismísimo rey Oystein Magndusson, fue el primer pueblo en el norte de Noruega. Aquí se encuentra la catedral de Lofoten, una iglesia de estilo neogótico de 1898.

Henningsvaer

Henningsvaer, en la isla de Heimoya, sin embargo, es un poblado de pescadores que mantiene viva su cultura. Aunque mantiene la cualidad de pintoresco, es moderno gracias al aspecto que le dan los puentes ingenieriles que han dado popularidad a la zona. En cualquier caso, para los amantes de las tradiciones, en este lugar se podrán visitar las enormes extensiones de secaderos de pescado (bacalao y arenques, sobre todo) y que ofrecen una característica y peculiar vista de buena parte de su costa.

Nusfjord

Es imposible cansarse de recorrer este tipo de pueblos, llenos de casitas de madera, pintados con colores cálidos y gente amable y hospitalaria. Pero si, además, se considera una especie de museo al aire libre, el paseo es doblemente encantador. Menos de 100 personas mantienen su residencia en este rincón del mundo donde las rocas que lo rodean están cubiertas de árboles, ofreciendo a todo este entorno un aire natural muy encantador.

Kvalvika

Si te gusta el senderismo, esta isla es la que mejor podrá cumplir tus sueños en el norte europeo. No son nada incómodos de recorrer, tratándose, además de una isla muy atractiva, bien señalizada y con rutas bastante entretenidas. Las vistas de montañas nevadas, mares nublados, playas vírgenes y la posibilidad de avistar ballenas serán algunos de los regalos que ofrecen estos solitarios caminos.

Lofoten Reine Reinebringen

Reinebringen

Para finalizar la visita de este archipiélago, nada mejor que llevarse la mejor fotografía posible de estas latitudes. La panorámica que ofrece Reinebringen se alza hasta los 500 metros de altura, logrando enmarcar una de las imágenes más espectaculares y hermosas del mundo para todos aquellos que gusten de los ambientes fríos, tonos azules, blancos y grises, de cordilleras con picos nevados e islas esparcidas sobre un mar algo más cálido de lo que en principio se pudiera suponer, gracias a la Corriente del Golfo que eleva la temperatura de esta masa acuosa unos 5º por encima de lo que es habitual en estos lugares.

Ballenas y Kayak

Estos son algunos de los pueblos que merecen ser visitados y disfrutados en las Islas Lofoten. En algunas de ellas se ofrece la experiencia de recorrer el litoral más tranquilo en kayak y obtener una perspectiva diferente de buena parte de este archipiélago. Los paseos por esta costa hacen posible el avistamiento de ballenas jorobadas y conocer algunos restos de los refugios que utilizaban los antiguos cazadores de ballenas sobre sus acantilados.

Ahora que ya sabes qué ver en las Islas Lofoten sabes que es toda una aventura sin peligros y con mucho encanto que en Paso de Noroeste estamos deseando compartir contigo. Visita nuestra web y mantente informado de nuestros próximos viajes a Noruega y cuándo viajar a Islas Lofoten.

1 comentario

Trackbacks y pingbacks

  1. […] son lugares inmejorables para disfrutar de la naturaleza y el entorno mágico que ofrecen las Islas Lofoten. Y es que, este rincón del norte europeo, parece sacado de un planeta diferente a la Tierra, aquí […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × 5 =