ciudades europeas para viajar en verano

¿Buscas ciudades europeas para viajar en verano? Sigue leyendo. Europa y sus viejas y bien tratadas ciudades se encuentran siempre en el punto de mira de la mayoría de los viajeros, sobre todo de aquellos que buscan cultura, historia y arquitectura. El verano, la fecha más habitual para salir de vacaciones y aprovechar para disfrutar de algunos de estos destinos, se encuentra “a la vuelta de la esquina”. Es, ahora, el momento justo para escuchar las recomendaciones de Paso Noroeste, expertos en viajes de aventura, y conocer qué ciudades europeas hay que visitar, reconociendo cuál es o cuáles son los motivos para elegirla. En Paso Noroeste ofrecemos viajes por Europa para que descubras ciudades increíbles como las que te contamos en este artículo.

Dubrovnic, en Croacia

Posiblemente una de las ciudades europeas para viajar en verano más agradables y bellas del mundo. La también conocida como “perla del Adriático”, deja con la boca abierta a todo el que llega solo con observar su esplendorosa y perfectamente conservada muralla, un sorprendente recinto amurallado que protege todo el centro histórico de esta ciudad, que es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y el destino más popular de toda Croacia.

Pasear por sus calles es retrotraerse hasta el siglo XVII, y es que en 1667 fue cuando tuvo lugar la última reforma a cargo de arquitectos del Barroco, después de un horroroso terremoto. Se conservan intactas reminiscencias de un espectacular pasado histórico y cultural del que se va a poder apreciar al callejear por Stradun y la Ciudad Vieja, observar en todo su esplendor cuando se suba a sus murallas, se visite el Palacio Sponza, el Palacio del Rector o los turistas se internen en el monasterio franciscano. Con nuestros viajes a Croacia vas a poder conocer Dubrovnik.

Liubliana, en Eslovenia

Aunque Eslovenia se caracteriza de forma general por tener un muy bien conservado entorno natural, su capital Liubliana, considerada como una de las ciudades europeas más bonitas para viajar, bien merece una aproximación y ser protagonista del descubrimiento de una ciudad encantadora que, afortunadamente, queda lejos de los habituales destinos del turismo de masas.

Al poder contemplarse con la tranquilidad que no permiten las grandes capitales europeas y una de las ciudades europeas para viajar en verano perfecta. Y es que es de pequeño tamaño, por lo que podrá recorrerse en un solo día y a pie, a no ser que se quieran visitar todos sus museos, entonces, posiblemente, se necesitarán más. En cualquier caso, también es un lugar estupendo como centro de operaciones para visitar los alrededores y acercarse a espacios tan emblemáticos y espectaculares como puede ser el lago Bled.

En la ciudad no habrá que perderse el Castillo de Liubliana, el Puente de los Dragones, Tivoli Park, la Plaza Pleseren, el cuartel militar de Metlekova mesto, el Mercado Central, la Catedral de San Nicolás, y los museos Narodni muzej Slovenije (el Museo Nacional), Galería Nacional de Eslovenia, Museum of Modern Art Ljubljana y la Casa de las Ilusiones. Descubre los viajes a Eslovenia de Paso Noroeste y prepárate para visitar ciudades como Liubliana.

Glasgow y Edimburgo, en Escocia dos ciudades europeas para viajar en verano

Otras dos ciudades para viajar y conocer a fondo son las escocesas Glasgow y Edimburgo y, de paso, acercarse al enigmático Lago Ness. Ambas ciudades están consideradas como joyas arquitectónicas. En la primera, su magnificencia se debe en buena medida a edificios tan impresionantes como el Ayuntamiento de Glasgow o la plaza de George Square, su Catedral del siglo V y su cercana Necrópolis o “ciudad de los muertos”, así como la Universidad de Glasgow. En Edimburgo, serán el Castillo, monumento a Scott, National Gallery y la Royal Mile los edificios más interesantes, aunque su centro histórico es una verdadera maravilla.

En definitiva, estamos ante dos ciudades que compiten entre sí en cuanto a belleza y oferta de servicios al turista. En este sentido, se puede asegurar que Glasgow adelanta a Edimburgo en el Whisky, en los escenarios de la serie Outlander, en Street Art lleno de grafitis, la música celta y sus galerías. Por su parte, Edimburgo supera a Glasgow gracias a las vistas que se ofrecen desde Calton Hill, el Fringe Festival, el casco viejo, el castillo y su carta gastronómica. Organiza tu viaje a Escocia con Paso Noroeste.

Islas Lofoten, en Noruega

Si bien es cierto que Vagar, considerada la primera ciudad de este archipiélago, Vestvagoy, la más poblada, o Svovaer, conocida como la ciudad más pequeña del mundo, no poseen el arte ni la arquitectura de las ya mencionadas, son lugares inmejorables para disfrutar de la naturaleza y el entorno mágico que ofrecen las Islas Lofoten. Y es que, este rincón del norte europeo, parece sacado de un planeta diferente a la Tierra, aquí el entorno salvaje se vuelve cercano y amigable, bello en extremo, limpio y puro. No encontrarás grandes edificios, pero sí montañas, mar azul, auroras boreales, ballenas, orcas y una vida autóctona tranquila y saludable que te atrapará desde el primer momento.

Desde cualquiera de las ciudades que componen este archipiélago se podrá acceder a los puntos más interesantes de las islas. No hay que dejar de ver los acantilados, las montañas, los valles y las playas idílicas y salvajes desde cualquier punto en las carreteras que unen las islas. Así mismo, son obligadas las visitas a Svolvar, al fiordo del Troll, a Kabelvag, Hennisgsvaer, Nusfjord, Reine, Reinebringen, la iglesia de madera de Flakstad, hacer una ruta de senderismo por Kvalvika, visitar y avistar ballenas desde sus playas, y navegar en Kayak por su litoral.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 − ocho =